¿Alguna vez ha soñado con poder levantarse por la mañana sin tener que buscar sus gafas?

Tantear la mesilla de noche, buscar el interruptor y alcanzar sus gafas, porque sin ellas ve borroso. Para muchas personas, esta es la primera acción de cada mañana. Imagine por un momento lo siguiente: abrir los ojos y no tener que buscar sus gafas.

¿Quizás sufre una degradación progresiva de la vista y necesita llevar gafas por primera vez? ¿Le parece complicado acostumbrarse a llevar gafas? ¿Tiene que cambiar sus gafas frecuentemente porque no son las más adecuadas? Olvídese de las prescripciones y del reemplazo frecuente de sus gafas.

La tecnología trifocal se ha diseñado pensando en las personas que deseen vivir sin gafas. Practicar un deporte sin preocupaciones, admirar un paisaje magnífico desde todos los ángulos o consultar su smartphone es posible sin gafas y de forma nítida.

La lente trifocal le ofrecerá la mejor posibilidad de disfrutar de una buena calidad de visión a todas las distancias, pues corrige, al contrario que las lentes monofocales o bifocales, la visión a corta, media y larga distancia.

Más del 95% de los pacientes a los que se ha implantado una lente trifocal se quitan las gafas o lentes de contacto para siempre. La satisfacción es tal que el 97% de los pacientes la recomendaría a su familia y amigos.

Deje de soñar con vivir sin gafas: ¡elija la tecnología trifocal!

Saber más